¿Dónde nace la felicidad?

Где рождается счастье?

La maternidad es el objetivo principal de toda mujer, y el nacimiento y la crianza de un hijo es su tarea principal. ¿Por qué nadie se prepara desde la infancia para un evento tan importante y principal del destino de toda la mujer, no lo enseña en la escuela y ni siquiera habla en las instituciones de educación superior?

Debido a la filosofía de la vida moderna y ciertos estereotipos sociales, muchas niñas a veces logran llegar a comprender su destino con un montón de errores fatales. Estos incluyen la inexperiencia juvenil en asuntos amorosos, y no siempre un enfoque competente para su propia salud y, por supuesto, todo tipo de adicciones como el tabaquismo y el alcohol. Nadie negará la juventud y su inexperiencia y estupidez inherentes, todos éramos jóvenes e irracionales.

La mayoría de las niñas se dan cuenta a tiempo de las trágicas consecuencias de los errores fatales y logran corregirlos, y por esta sabiduría, por la prudencia adquirida oportunamente, el destino les da la oportunidad de desempeñar su papel principal: convertirse en madres.

Pero cuántas lágrimas y desgracias experimentan las mujeres sin tal oportunidad, solo ellas y, por supuesto, los médicos en el campo de la maternidad lo saben. Está claro que un gran porcentaje de niñas y mujeres que sueñan con un heredero, por otros motivos, no tienen esa oportunidad, se trata de diversas enfermedades o dolencias hereditarias y genéticas transferidas en la primera infancia que tienen un efecto perjudicial en la salud de la mujer.

¿Dónde nace la felicidad?

Si mira este problema de manera objetiva, siempre puede encontrar dos lados, y sorprendentemente diferentes entre sí, por ejemplo, las opiniones y las normas de vida modernas destruyen la sociedad, la moralidad y la salud. Pero, por otro lado, la ciencia y el progreso están haciendo cosas tan fenomenales que, literalmente, un par de décadas estuvieron más allá de la comprensión humana. Tales milagros incluyen el tratamiento de la infertilidad, la subrogación e incluso la donación de ovocitos.

Los profesores experimentados literalmente crean magia, dan esperanza y dan la oportunidad de encontrar la felicidad. Nadie tiene derecho a considerar los aspectos morales de tales decisiones, todas las sutilezas de las experiencias y preocupaciones son comprensibles y cercanas solo a las personas que enfrentan el problema del parto. Pero a juzgar por la relevancia y la discusión de este tema, cada día hay más personas así.

Por lo tanto, después de haber tomado una decisión por sí mismo, de actuar a pesar de los pronósticos negativos, el miedo a la condena y la incomprensión de los demás, vale la pena llegar al final sin importar qué. Lo único que puede hacer para facilitar este camino es encontrar personas fieles con ideas afines, médicos talentosos y socios confiables, como los que trabajan en la clínica AVA-PETER. Este es exactamente el equipo de especialistas que realmente se convertirá en su apoyo para lograr la felicidad.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *