El aceite de pescado reduce el riesgo de aborto espontáneo

Рыбий жир снижает риск выкидыша

Durante el embarazo, el cuerpo de una mujer necesita ácidos grasos. Un remedio único llamado aceite de pescado viene al rescate. Este no es solo un complemento alimenticio que no nos gustaba usar cuando éramos niños, también es un depósito de propiedades beneficiosas.

El aceite de pescado contiene componentes especiales que contienen vitaminas A y D. Pero lo más importante es que hay muchos ácidos grasos omega-3. Las vitaminas A y D son perfectamente absorbidas por el organismo en un complejo general con grasas. Con la ayuda de la vitamina A, se lleva a cabo la regulación, el desarrollo y el crecimiento del cuerpo, también asegura el estado normal de la piel y la función visual en toda regla. La vitamina D se encuentra solo en la leche, los huevos y la mantequilla.

La cantidad máxima de esta vitamina se puede encontrar directamente en el pescado, el hígado y en su producto, el aceite de pescado. La vitamina D se produce en la piel, bajo la influencia de la luz solar directa, y también es un vínculo necesario en el metabolismo fósforo-calcio.

Los ácidos poliinsaturados omega-3 se encuentran en mariscos, pescados y crustáceos, así como en algunos tipos de algas. Por eso, todos los médicos aconsejan consumir mariscos a diario, que contengan al menos un mínimo de omega-3. En primer lugar, estos microelementos tienen un efecto beneficioso sobre el desarrollo y la formación del tejido cerebral, es decir, estimulan el desarrollo mental principal del niño mientras aún está en el útero.

Según estudios recientes, los científicos australianos han demostrado las propiedades beneficiosas del aceite de pescado para las mujeres: reduce el riesgo de desarrollar preeclampsia, diabetes gestacional y aborto espontáneo. Según las estadísticas, aproximadamente el 15% de las mujeres embarazadas sufren depresión durante la gestación. Las mujeres que consumen regularmente pescado rico en omega-3 o cápsulas de aceite de pescado noruego son menos propensas al estrés y la depresión.

¿Cuántos productos de pescado debería comer al día para evitar la sobresaturación? La dosis profiláctica se limita a 30 gramos de productos pesqueros por día. Los pescados más útiles: caballa, trucha, sardina, pez espada.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *