¿Qué frutas y bayas de verano pueden y deben comer las mujeres embarazadas?

Какие летние фрукты и ягоды можно и нужно есть беременным?

¿Está permitida la fruta para las mujeres embarazadas? Y si es así, cuáles y en qué cantidad, estas preguntas surgen ante todas las mujeres, cuya “posición interesante” recae en el período estival. Entonces, veamos qué frutas y bayas pueden consumir las mujeres embarazadas.

Frutas saludables para embarazadas

Comencemos con la pregunta más simple: ¿Pueden las mujeres embarazadas comer manzanas? Las manzanas durante el embarazo aumentan la inmunidad, mejoran la digestión, ayudan a limpiar los intestinos y mejoran el color de la piel.

¿Qué frutas y bayas de verano pueden y deben comer las mujeres embarazadas?

Sin embargo, debe tenerse en cuenta que la pregunta de si las mujeres embarazadas pueden usar manzanas verdes, que son tan populares y se venden durante todo el año en los supermercados, la respuesta no será tan inequívoca. El caso es que normalmente durante el transporte, las manzanas se cubren con una capa de cera, que no es muy útil para ningún organismo, especialmente para el cuerpo de una mujer «en posición». Además, estas manzanas tienen una cantidad significativamente menor de vitaminas. Lo mismo ocurre con las manzanas rojas comerciales. Por tanto, lo mejor es comer aquellas manzanas que crecen en el campo o en la huerta (independientemente de su color), y se venden en los supermercados con el nombre de «estacionales».

Muchas mujeres «en posición» se enfrentan a la cuestión de si ¿Es posible para las albaricoques preñadas? Los albaricoques son otra fruta de verano muy estacional a la que es muy difícil resistirse. Los albaricoques contienen una gran cantidad de ácido ascórbico, así como muchas vitaminas y minerales, este es su beneficio indiscutible. Sin embargo, existen algunas restricciones que se aconseja observar a una mujer embarazada: no debe comer albaricoques por la mañana con el estómago vacío, y tampoco debe comerlos si la mujer padece gastritis, síndrome del intestino irritable o diabetes. Los albaricoques deben consumirse con precaución en mujeres que padecen bradicardia (latidos cardíacos lentos).

¿Qué frutas y bayas de verano pueden y deben comer las mujeres embarazadas?

¿Pueden las mujeres embarazadas comer uvas?

Las uvas en las grandes ciudades ahora se pueden comprar casi todo el año, incluso en verano, por lo que es bastante natural que las mujeres «en posición» hagan preguntas: ¿es posible que las mujeres embarazadas tengan uvas verdes y ordinarias? mujeres embarazadas para tener uvas pasas? En primer lugar, debes tener en cuenta que las uvas son una baya muy alta en calorías (70 kilocalorías por 100 gramos), además, las uvas contienen una gran cantidad de azúcar de fácil digestión (glucosa y fructosa). Así, el uso activo de la uva puede provocar un rápido aumento de peso, e inicialmente en el feto. El crecimiento activo del feto puede afectar tanto el curso de todo el embarazo como las dificultades durante el parto, porque un recién nacido grande pasa por el canal de parto con mucha más dificultad. Además, las uvas pueden causar gases, aumentar la fermentación del estómago y contribuir a la desagradable sensación de hinchazón. Finalmente, las uvas se encuentran entre los alimentos altamente alergénicos que no son útiles para las mujeres embarazadas.

Por lo tanto, de todo lo anterior, se puede concluir que es mejor evitar las uvas durante el embarazo. Sin embargo, en el verano, cuando puede comprar otras frutas y bayas frescas, no es tan difícil hacerlo.

¿Qué frutas y bayas de verano pueden y deben comer las mujeres embarazadas?

¿Pueden las mujeres embarazadas consumir ciruelas?

La ciruela es una fruta extremadamente rica en nutrientes. El drenaje contiene compuestos fenólicos que fortalecen los capilares y mejoran el funcionamiento de los vasos sanguíneos; ácido fólico; caroteno, que interviene en la regeneración de la piel. Además, las ciruelas tienen un alto contenido de vitamina E, que es especialmente útil para las mujeres embarazadas y los bebés. Ciruela ayuda a mejorar el funcionamiento del tracto digestivo y previene la aparición del estreñimiento, que sufren muchas mujeres embarazadas.

Por supuesto, las mujeres embarazadas no deben comer frutas verdes, y también deben asegurarse de consumir cantidades razonables de ciruelas (5-8 piezas por día), combinándolas con otras frutas y bayas.

¿Qué frutas y bayas de verano pueden y deben comer las mujeres embarazadas?

¿Es posible que las mujeres embarazadas coman melón y sandía?

¿Es posible que las mujeres embarazadas tengan una sandía y un melón? Tal pregunta surge inevitablemente ante aquellas mujeres cuyo embarazo ocurrió en el verano. Después de todo, la sandía y el melón son manjares de temporada que a menudo no están disponibles en otras épocas del año.

¿La sandía es buena para las mujeres embarazadas? Si. La sandía es un verdadero almacén de vitaminas, además, es una excelente fuente de hierro y magnesio. La sandía elimina el exceso de colesterol, por lo que ayuda a mejorar la actividad cardiovascular. Sin embargo, se debe tener en cuenta que el consumo excesivo de sandía puede contribuir a la formación de gases, y no debe ser consumida por personas que tengan problemas con el flujo de orina.

El melón también es beneficioso durante el embarazo. El consumo de melón promueve la producción de la llamada «hormona de la felicidad», es decir, mejora el estado de ánimo y contribuye a una mejor experiencia de situaciones estresantes, aumenta el nivel de hemoglobina en la sangre y estimula el tracto digestivo. Comer melón con moderación ayuda a evitar la hinchazón, ya que ayuda a eliminar los líquidos del cuerpo.

Por lo tanto, la fruta para mujeres embarazadas puede ser muy útil, pero es importante asegurarse de que el resto de la dieta sea equilibrada; no se olvide de la carne magra y suave, los productos lácteos, el pescado sin sal, etc.

Elena, madressueltas.es

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *